fbpx

Nuevos hangares en Aeropuerto de Carrasco para aviones ejecutivos

El plan se hará en dos etapas, amplía unos 10.000 m2 y supone una inversión de US$ 11 millones

El Aeropuerto de Carrasco sumará 10.000 m2 en hangares para aviones privados de gran porte cuando termine el 2016. Para ello, Puerta del Sur, actual concesionaria de la principal terminal aeroportuaria del país, estima invertir cerca de US$ 11 millones.

«Hasta el momento, el aeropuerto cuenta con unos 20 hangares para aviones de pequeño y mediano porte —monomotor o bimotor, a hélice—. En esta nueva etapa ofrecemos espacio para los de gran porte, aquellos con una capacidad de seis a 12 plazas para ejecutivos, que cuestan entre US$ 10 millones y US$ 50 millones», explicó el gerente general de Puerta del Sur, Diego Arrosa.

El objetivo es atender en forma eficiente el creciente negocio de este tipo de aviación y posicionar al Aeropuerto de Carrasco como un referente regional en esta área, puntualizó. Según datos de Puerta del Sur, entre los meses de enero y julio de 2015 la llegada de jets privados de mediano y gran porte registró un aumento de más del 25% con respecto al mismo período del 2014. Los principales orígenes de estos vuelos son Brasil y Argentina. En la actualidad el Aeropuerto de Carrasco tiene más de 3.000 operaciones de aviones privados al año.

Arrosa indicó que el proyecto busca atraer un mercado de aeronaves que hasta ahora no llega al país, y que requieren de un nivel de servicio de excelencia importante. ]»También es una forma de posicionar al Aeropuerto de Carrasco como centro de hangaraje y mantenimiento de aviones privados», agregó.

La estrategia es aprovechar la ventaja normativa del país que permite a un avión con matrícula extranjera permanecer por un plazo de hasta un año, cuando en la región lo máximo oscila entre 60 y 90 días. La decisión responde además a una realidad regional que muestra aeropuertos casi saturados y sin espacios para ampliar estos servicios, acotó.

El plan consta de dos fases. La primera, de 4.000 m2, está en construcción y lista para operar en diciembre de este año. Insumirá cerca de US$ 5 millones y será exclusiva para aviones de gran porte cuyos clientes ya están confirmados. La segunda etapa se ejecutará a medida que se consigan clientes, porque es un producto «a medida» de cada uno. Serán 6.000 m2 que demandarán una inversión de unos US$ 6 millones, y, según los planes iniciales, quedará operativo a fines de 2016. En total, los nuevos hangares sumarán entre 40 y 50 puestos de trabajo y se espera que constituyan entre un 8% y un 10% de los ingresos no aeronáuticos de Puerta del Sur. En tanto, los precios variarán según tamaño de aviones, tiempos de alquiler o si el hangar se personaliza.

Más servicios

Además de los hangares, el proyecto de ampliación incluyó la construcción de una nueva Terminal de Aviación General que provee servicios especializados a los pasajeros y tripulaciones que arriban al aeropuerto en vuelos privados. Entre otros, podrán ingresar a salas de relax para pilotos, tendrán acceso libre a las salas VIP de Aeropuertos VIP Club y se centralizarán puntos de control de Policía Aérea, Aduana y Migraciones.

También se sumará un centro de mantenimiento, reparación y revisión de aeronaves (MRO, por sus siglas en inglés). Para Arrosa, si bien es una oportunidad de ampliar su negocio, también lo es para potenciar otros sectores. «La aviación privada crece año a año en la región y es una oportunidad de expansión muy atractiva para la industria aeronáutica y ofrece la posibilidad de desarrollar nuevos negocios. Algo común en este público es que haga el service del avión en Miami y se tomen esos días para ir de vacaciones con la familia. Entonces, el MRO puede ser una excusa perfecta para que lo hagan en Uruguay, donde Punta del Este es un atractivo natural para ese público», concluyó.

Fuente: El País

2017-02-20T02:59:32-03:00septiembre 25, 2015|Categorías: Boletin Semanal, Economía, Sociedad|Etiquetas: |