Pintura y escultura de los referentes del stop motion uruguayo

Walter Tournier y Lala Severi abren su casa-taller al público.

Aunque más conocidos por su faceta de realizadores audiovisuales, sobre todo gracias a la enorme popularidad que alcanzaron, en la década de 1990, sus personajes de cortos para niños Los Tatitos, y luego la película Selkirk, el verdadero Robinson Crusoe (2012), Walter Tournier y Lala Severi son dos artistas plásticos de vasta trayectoria e intereses variados que incluyen la producción pictórica y escultórica. La pareja vive en una casa en el Buceo que parece destinada a cobijar el arte, que oficia de taller y ha albergado también su labor docente. Ese entorno íntimo y de jardín salvaje conjuga la multiplicidad de intereses y las divergentes carreras de sus habitantes, en un entorno acogedor y desafiante, que invita a quedarse y disfrutar.

Hoy y los próximos dos sábados, la casa-taller devendrá en una suerte de galería, ya que Tournier y Severi abrirán sus puertas para exponer y vender sus obras. Además, los visitantes podrán asistir a un recorrido por los variados intereses de los dueños de casa: las colecciones de piezas africanas, de arte precolombino y de cámaras y proyectores antiguos, y, por supuesto, el taller de los realizadores, y algunos personajes de las películas de animación.

Conocido masivamente como “el de Los Tatitos”, Tournier es un realizador audiovisual con una trayectoria que ha recibido gran reconocimiento tanto en el ámbito nacional como internacional. Ha desarrollado la técnica del stop motion y ha dedicado buena parte de su obra al público infantil, con cortos, series y largometrajes, entre los que se destacan, además de la mencionada Los Tatitos, que acompañó el momento de ir a dormir de varias generaciones, Derechos del niño, Tonky, Navidad caribeña, Selkirk, Alto el juego y Chatarra. En los últimos años se ha dedicado a la escultura y expuso su trabajo junto con Octavio Podestá en la galería Palleiro en 2017 y en una muestra individual en Casa de Bernarda Castillo en 2018. Severi, por su parte, es dueña de una trayectoria de intereses amplios, que incluye las artes plásticas, el cine, la ilustración y los libros para niños. Participó en exposiciones de arte individuales y colectivas en Uruguay, Argentina, Perú, y desde 1986 trabaja en cine de animación en Tournier Animación.

La cita es en Anzani 2015, hoy y los sábados 16 y 23, de 11.00 a 14.00.

Fuente: La Diaria

2019-03-12T12:05:17+00:00marzo 12, 2019|Categorías: Cultura|Etiquetas: , |